Huancaya: belleza natural y sus mini cascadas

Huancaya, a 3581 msmn, es un distrito de la provincia de Yauyos en la región Lima, Perú, està ubicada a 3554 msnm perteneciente al piso altitudinal de Suni, se encuentra a 290 kilómetros (Vía carretera central) o 320 Km (Vía cañete) de Lima.

Se ubica a orillas del río Cañete donde se forman unas hermosas lagunas esmeraldas donde abundan truchas y diversas aves. Toda la zona está dominada por la belleza del río que forma un sinfín de lagunas saltos de agua consecutivos.

Huancaya está en el centro de una zona que ha sido declarada Reserva Paisajística (junto con Vilca y Vitis, entre otros) formando la Reserva Paisajística Nor Yauyos-Cochas y está considerado uno de los lugares más bellos del Perú.

Sus principales atractivos son la cascada de Cabrachanca, las Cascadas y lagunas de Carhuayno, la Laguna de Huallhua, la laguna de Chuchupasca los que fueron descritos por primera vez en los 80’s en los reportes de viaje de Daniel López Mazzotti quien la describió como “el paisaje mas bello del Perú”

En el viaje hacia Huancaya no cabe hablar de destinos, pues el hecho de transcurrir por los caminos observando el paisaje es algo que compone un destino en sí mismo. La cordillera nos ofrece sus accidentes, amarillentos en temporada seca, muy verdes en los meses de lluvia. Los cañones flaqueados de andenería son únicos.

Lagunas en abundancia llena de aves, bofedales, bosques, extensas pampas, rebaños de camélidos son quizás los elementos más atractivos en la reserva.

Después de pasar por Vitis, en camino hacia Huancaya, se encuentra la laguna de Piquecocha, donde se observa parejas de huallatas, garzas y zambullidores. Dependiendo de la hora del día, el sol va cambiando el color de este gran cuerpo de agua, a ratos en tonos acero, en otros de intensísimo turquesa. La contemplación de esta laguna mientras se escucha el rumor suave de sus olas y las voces de las aves es un highlight de nuestro viaje. Se puede pescar trucha según las pautas de la pesca deportiva.

Desde Lima, existen dos rutas para llegar:

Por la carretera central, la distancia es de 290 Km. Se pasa la Oroya y después se sigue por el camino a Huancayo hasta Pachacallo, donde termina el tramo pavimentado; luego se continua por un camino afirmado hasta Cochas y luego a Vilca y se pasa por un abra a casi 4500 msnm.

Por la Panamericana Sur, la distancia es de 320 Km. El primer tramo es Lima – Cañete. Luego se toma el desvío hacia Lunahuana. Se pasa por Imperial y otros anexos. El segundo tramo es un camino afirmado que atraviesa por poblados como Pacaran, Zuñiga, Catahuasi, Magdalena, Llapay, y Vitis, hasta llegar finalmente a Huancaya

En  Huancaya existe un bellísimo puente de calicanto rosado que permite el paso sobre el río Cañete, uniendo el pueblo con la campiña. El puente de dos arcos muestra perillones y otros adornos que nos hablan de la importancia de este asentamiento desde el siglo XVII.

Es la maravilla observar las pequeñas cascadas en desniveles que hace el río en esta parte (donde se le conoce como Warko), el agua se divide, ante los obstáculos de las rocas, en chorrillos y caudales pequeños.

Aquí es donde se recupera la dimensión humana. Si cuando uno está frente a las cataratas de Niagara o del Iguazú, se siente un ser diminuto, aquí se convierte en gigante que contempla su reino. Las numerosas cascadas que se observan  simultáneamente nos hacen creer que somos gigantes. El agua es muy fría, así que pocos se atreven  a ingresar a ellas, pero la contemplación del panorama es suficiente premio por el viaje.

image_pdfimage_print

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

A %d blogueros les gusta esto: