Yarabamba, distrito rico por explotar

yarabamba-arequipa“¡Tapados!”, dice el poblador Vito Arenas en mención a los hoyos del suelo que abundan en el interior de una solitaria hacienda en el anexo de El Cerro, en Yarabamba. El tesoro oculto, dice Arenas, fueron libras esterlinas, monedas de origen inglés que habrían sido traídas de Europa durante la colonia.

“Mi abuela me enseñó una de las monedas”, asegura mientras recorre la derruida bóveda y sus ambientes a punto de desplomarse.

La construcción abandonada, hecha de sillar y cal, está flanqueada de chacras y fue erigida cerca a 1750. Se cree que perteneció al encomendador de esa época Málaga-Málaga.

Los descendientes del español habrían escondido su riqueza ante la incursión chilena en Arequipa (1883), durante la Guerra del Pacífico. “Muchos de los que conozco se volvieron ricos por los ‘tapados’ que hallaron”, refiere Arenas.

Verdad o no, lo cierto es que Yarabamba es un distrito con muchas riquezas por explotar.

POTENCIAL TURÍSTICO

La hacienda de los “tapados” podría ser puesta en valor y generar turismo en la zona.

Hay otros importantes atractivos en el distrito como el molino de Quichiniguaya o la casa-tambo San José.

yarabamba-petroglifosOtros vestigios en la zona, esta vez de pobladores pre-incas, son los petroglifos. Este arte rupestre en roca está desperdigado, sin resguardo, en varios anexos como San Antonio. Además su perfecta andenería agrícola y las cataratas de Sogay coronan el paisaje natural.

José Chirinos, otro poblador, señala que el potencial turístico no se ha desarrollado a pesar que la localidad integra “La ruta del Loncco” (proyecto turístico).

“Las autoridades no saben lo que tienen, ¿por qué no convertir el distrito en un lugar para el turismo vivencial”, se pregunta.

Yarabamba cumplió 72 años de creación política el último domingo. En más de siete décadas, los cambios en la localidad son pocos.

Sus autoridades han despilfarrado dinero en obras sin trascendencia como la colocación de figuras de dinosaurios en una zona inaccesible para los niños, en el sector El Cerro.

También empezaron a edificar un estadio para más de 3 mil personas cuando el distrito solo tiene alrededor de mil habitantes. Para colmo de males, en plena construcción, una tribuna se desplomó y dejó 20 obreros heridos, en noviembre de 2013.

DESARROLLO

En Yarabamba operan cerca de 25 denuncios mineros, además es zona de influencia de la Sociedad Minera Cerro Verde. Es por ello que por concepto de canon minero recibió, los últimos 3 años, S/. 48 millones.

Con ese dinero se hizo obras sin prioridad, como los estadios, uno en el pueblo tradicional y dos en sus anexos, por cerca de 16 millones de soles. La gestión de la exalcaldesa Celia Torres, generó polémica por esos proyectos.

El actual alcalde Tomás Delgado López, refiere que se han descuidado varios aspectos del distrito. Hay familias que aún viven en situación de pobreza y sin acceso a los servicios básicos.

Agrega que también se descuidó impulsar el aspecto turístico que puede generar ingresos a las familias del distrito.

Delgado propondrá al Ministerio de Cultura la elaboración de un proyecto para que Yarabamba albergue un museo que forme parte de la oferta turística de la región.

“Hay que mejorar la calidad de vida de la población, esa será nuestra prioridad”, dijo.

Más que seguir creyendo en mitos sobre “tapados”, la población de Yarabamba está convencida que solo ellos deberán impulsar el desarrollo de su pueblo.

La campiña de Yarabamba

La Ciudad Blanca siempre será uno de los principales destinos turísticos del sur peruano, pero es lamentable comprobar que en los últimos años ha sufrido la pérdida de su célebre campiña ante el incontenible avance urbanizador.

Sin embargo, el distrito de Yarabamba supo conservar ese encanto rural y el incomparable paisaje de su campiña.

Ubicado a sólo media hora del centro histórico de la Ciudad Blanca, Yarabamba fue durante décadas un lugar de esparcimiento para los arequipeños, y lugar de inspiración para los célebres acuarelistas locales, atraídos por el hermoso paisaje y la célebre luminosidad que caracteriza al cielo arequipeño. Pero ahora se presenta como un nuevo destino para los miles de turistas peruanos y extranjeros que recorren las maravillas turísticas de este departamento del sur andino.

Un típico pueblo characato con iglesias y mansiones coloniales erigidas con piedra sillar. Un cañón donde las aguas cristalinas forman hermosas cascadas y lagunas de aguas frías y medicinales. Una campiña donde los campos de cultivo se confunden con andenes vivos de origen prehispánico, son algunos de los impactantes escenarios que ofrece Yarabamba.

Pero también ofrece su propia modernidad: un parque ecológico con mirador y su propio “Jurasik Park” decorado con dinosaurios casi de tamaño natural, y un circuito para realizar las duras competencias de camionetas de doble tracción que se ha convertido en el favorito de los pilotos arequipeños.

Un “full day” bastaría para conocer este distrito, pero cada vez son más los turistas que permanecen uno o dos días atraídos, además, por la culinaria local y un ambiente libre de polución.

Y este lunes 25 de enero la Municipalidad de Yarabamba está dispuesta a tirar la casa por la ventana para celebrar su aniversario de fundación política.

Será una buena oportunidad para recorrer el tradicional pueblo de Sogay, y pasear por sus callecitas empedradas para conocer su capilla de piedra sillar. El paseo puede continuar por la vecina quebrada de Cambraca para recorrer las cascadas de Sogay, que se suceden formando pequeñas lagunas de aguas cristalinas siguiendo el curso del río.

El célebre explorador James Posso, director de Ñan-Perú, también identificó otros lugares de gran atractivo turístico. Como la zona de Huanaqueros, Apacheta (escenario de ritos sincréticos en honor a la Santa Cruz) y la quebrada de Motorista, donde aún se pueden verpinturas rupestres y petroglifos.

Pero son los enormes andenes vivos de su campiña, formando un espectacular anfiteatro, la joya de la corona de este distrito arequipeño que cumple años como un nuevo destino turístico del sur andino.

Datos

Viaje. Todos los días salen vuelos y buses (1,010 kilómetros) para la ruta Lima-Arequipa.

Acceso. Los buses para Yarabamba salen de la avenida Alcides Carrión. Los colectivos salen del paradero del Instituto Geofísico de Characato. Ambos siguen la ruta al santuario de la Virgen de Chapi.

Calendario. El lunes 25, el distrito de Yarabamba celebra un aniversario más de su fundación política. El 2 y 3 de febrero tiene lugar la fiesta de la Virgen de la Candelaria en Characato, Chivay y Cayma.

 

(Elmer Mamani, Roberto Ochoa B. – La Republica)

 

image_pdfimage_print