Shimapunta, una ciudadela preinca en La Oroya

204815Un cordero destazado, al costado de una humeante parrilla, cuelga al frente de la casa de Freddy (39), mi guía. Él y sus vacas parecen puntitos al fondo de un prado. Sin embargo, en un abrir y cerrar de ojos me alcanza, pese a los 3,750 m.s.n.m. que soporta la zona de Pampacancha, a 10 minutos de la ciudad de La Oroya, punto de partida hacia un complejo arqueológico desconocido al que pobladores locales llaman Shimapunta (ruinas sobre la colina, en quechua).

El pasto es flojo y las botas se hunden. Así avanzamos por una ruta cuesta arriba que se interna entre cultivos de todo tipo, pero que deja ver en todo su esplendor al río Mantaro y a los nevados Tunsho (5,730 m.s.n.m.) y Puy Puy (5,264). Entre la maleza, los fragmentos de cerámica que han rodado desde el apu al que nos dirigimos nos revelan que vamos por buen camino.

Así, asomando sobre lo más alto de la cumbre, ya se pueden ver las crestas de las murallas de una ciudadela perdida. Por fin llegamos, estamos a 4,100 m.s.n.m. y ante nuestros ojos va apareciendo, sobre el ichu crecido, una decena de construcciones cuadradas de casi tres metros de altura con ventanales rectangulares, así como otras edificaciones circulares que habrían servido como almacenes de comida. Mientras caminamos entre callejuelas de piedra de miles de años atrás, la tarde cae como un regalo color naranja sobre los glaciares de la cordillera central. A tiro de piedra, se pueden apreciar pinturas rupestres de color rojizo.

De acuerdo con Guisell Castilla, de la Dirección de Gestión de Monumentos del Ministerio de Cultura, el sitio corresponde a los periodos tardíos (antes del imperio incaico). “En un primer momento el complejo habría pertenecido a una cultura del Intermedio Tardío (1,000 -1,476 d.C.). Sin embargo, posteriormente, lo más probable es que fue ocupado por poblaciones del Horizonte Tardío. Este tipo de patrón arquitectónico se encuentra no solo en Junín, sino que se puede ubicar en la sierra de Lima, por la cercanía que hay entre las cumbres de estas dos regiones”, precisó

image_pdfimage_print

Deja un comentario