Chinecas habría comprado agregados que dañaron restos prehispánicos

Chimbote. Una investigación efectuada por personal del Departamento de Turismo y Protección del Medio Ambiente de la Policía en Chimbote puso de conocimiento al Ministerio Público, el 20 de enero de 2012, que varias empresas, entre ellas el Consorcio Roca Fuerte, habrían extraído mineral no metálico del sector de Suchimán, en el valle del Santa, atentando contra restos prehispánicos.

Sin embargo, el fiscal Jorge Polo Milla, en ese entonces titular de la Sexta Fiscalía Provincial Penal, dispuso su archivamiento definitivo a pesar de tener una investigación detallada y documentada de la comisión del presunto delito contra el patrimonio cultural.

Según el informe, Consorcio Roca Fuerte, Consorcio Josué y Consorcio La Víbora, representados supuestamente por Stephany Medrano Muñoz, así como el Consorcio Mosquito, Consorcio Suchimán, Consorcio Río Santa y Consorcio San Nazario habrían extraído agregados (piedra chancada y piedra caliza) del sector Suchimán para venderlos a Chinecas y a la Subregión Pacífico para la construcción de canales, diques y represas.

Incluso la arqueóloga Carmen Rosario Mercado Rodríguez, jefa del Ministerio de Cultura en el Santa, informó que la cadena montañosa de Suchimán se encuentra dentro de los registros de inventario de Bienes Culturales del Estado. Asimismo pone de manifiesto que en los trabajos utilizaron maquinaria pesada y explosivos que afectaron los muros prehispánicos existentes en la zona.

El informe policial concluye que existen suficientes elementos de juicio para que se inicie una investigación fiscal; sin embargo, el magistrado dispuso su archivamiento definitivo sin investigar a consorcios como Roca Fuerte, que vendieron un millón 300 mil soles en agregados a Chinecas.

  • Región Norte

Ver en Web

image_pdfimage_print