Chavín de Huantar, iluminado

chavin_noche_huaraz_1Los días feriados se encienden las luces del principal centro arqueológico de la región Áncash, entonces, los visitantes son testigos de los rituales que realizaban los antiguos pobladores de Chavín de Huántar.

La noche iluminada se inicia con un pago a la tierra y una danza a los Apus (las montañas sagradas) que nos conduce al pasado y nos hace partícipe de la historia de los pobladores deChavín de Huántar. Es un momento mágico en el que los espectadores nos convertimos en peregrinos y aquellos que ofician las ceremonias, se transforman en sabios sacerdotes que se entienden con las divinidades

chavin_noche_huaraz_2Después del ritual, se inicia el recorrido por el complejo arqueológico. Este es liderado por Alejando Espinoza. Nuestro guía anuncia que la noche es propicia para experiencias místicas y que Chavín es un buen lugar para cargarse de energías, mientras se recorren sus laberintos subterráneos o se trata de interpretar los misterios que encierran las famosas cabezas clavas del Templo Viejo.

Otro de los atractivos es el Lanzón Monolítico. Este se mantiene en la galería en la que fue colocado por sus creadores. “Mide 4.5 metros de altura y tiene forma de cuchillo. En su superficie se talló un felino pero también hay representaciones de aves y serpientes, figuras características de la iconografía de esta cultura prehispánica”, explica Espinoza.

EDIFICACIÓN DE LUJO

Se dice que Chavín de Huántar no fue erigida por hombres sino por gigantes. La perfección de sus paredes de piedra maciza, fue la causa y el origen de ese comentario. Y es que esta obra milenaria (el origen de sus constructores se remontaría al año 1200 a.C.) impresiona por la armonía de sus templos, edificios, terrazas, plataformas, plazas, galerías subterráneas, canales y columnas.

chavin_noche_huaraz_3Sus muros exteriores (gruesos y macizos) están recubiertos de piedras rectangulares, previamente cortadas y seleccionadas, la cuales fueron colocadas en hileras, alternando bloques angostos y anchos. En estas paredes se hallan las cabezas clavas.

EL MUSEO

chavin_noche_huaraz_4Quien visita la zona arqueológica debería prolongar su inquietud histórica, hasta el Museo Nacional de Chavín. En sus salas se exhiben 164 piezas, entre cabezas clavas, pututos, vasijas ceremoniales y el obelisco Tello, auténticos tesoros de esta cultura precolombina.

La dirección del museo está a cargo de la arqueóloga Marcela Oliva Weston, quien anunció que el próximo año las salas presentarán una propuesta museográfica distinta, con el objetivo de seguir generando expectativa entre los visitantes nacionales y extranjeros.

Datos:

En 1985 Chavín fue declarado Patrimonio Cultural de la Humanidad por la Unesco.

Como llegar: De Lima a Huaraz por vía terrestre . Desde este punto tres horas más por carretera. Hay buses y colectivos.

Planifica: Haz tu ruta en: www.ytuqueplanes.com

Horario: De martes a domingo de 9 a.m. a 4 p.m.

Costos: Adultos, 10 Nuevos Soles; escolares, cuatro Nuevos Soles; jubilados, 5 Nuevos Soles. Martes ingreso libre para los pobladores de Chavín de Huántar.

Al museo: De martes a domingo de 9 a.m. a 5 p.m. Ingreso Libre.

 

Texto: Jessica Vargas
Fotos: M. Rentería
Fuente: Revista Rumbos de Sol y Piedra (www.rumbosdelperu.com)

 

image_pdfimage_print

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *